A 19 años del 11 de abril: tres PM continúan recluidos en la cárcel de Ramo Verde

SUCESOS · 11 ABRIL, 2021 16:16

A 19 años del 11 de abril: tres PM continúan recluidos en la cárcel de Ramo Verde

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

Ver más de

Efecto Cocuyo | @efectococuyo

¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
1
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Este 11 de abril se cumplen 19 años desde que se escuchó aquel grito: “vamos a Miraflores”. Fue una marcha ciudadana multitudinaria que -atendiendo al llamado de la oposición y de la sociedad civil organizada- se manifestó en contra de la inestabilidad política y pedía la salida del fallecido Hugo Chávez.

19 personas civiles murieron abaleadas. Por los sucesos condenaros a 9 funcionarios de la extinta Policía Metropolitana (PM). Cuatro están en sus casas con graves patologías médicas, dos cumplieron sus condenas íntegramente y otros tres siguen en la cárcel de Ramo Verde.

Los PM están amparados por la Ley de Redención Judicial de la Pena que conmuta un día en prisión por cada dos días estudiados o trabajados. El tiempo redimido se contará para la suspensión condicional de la pena y para las fórmulas alternativas de cumplimiento.

Iván Simonovis, investigador criminal, expreso político venezolano (2004-2019) y comisionado Especial de Seguridad e Inteligencia del gobierno interino de Venezuela, escribió en su cuenta de Twitter que estos nueve funcionarios fueron sentenciados sin evidencias alguna de responsabilidades.

“Dos décadas después de uno de los episodios más oscuros de la historia venezolana, tres PM continúan recluidos en el Centro Nacional de Procesados Militares, la conocida cárcel de Ramo Verde, en Los Teques, pese a que la ley les otorga derechos procesales desde 2007”.

Rovaín, Molina y Bolívar siguen en Ramo Verde, sin que hasta los momentos haya sido escuchado el clamor de sus familiares por el otorgamiento de medidas alternativas al cumplimiento de la pena, que están vencidas desde el año 2007.

Son cuatro medidas alternativas al cumplimiento de la pena que establece el Código Orgánico Procesal Penal, Copp) OPP. El destacamento de trabajo permite al recluso salir a trabajar y regresar al centro de reclusión cada noche. Puede recibir este beneficio cuando tenga la mitad de la pena cumplida.

Luis Enrique Molina nunca disparó su arma de reglamento, pero fue condenado a 30 años de prisión. Sus familiares exigen que le sean otorgadas las medidas alternativas al cumplimiento de la pena para “poner fin a tanta injusticia”.

A Luis Molina lo esperan dos hijas en casa. Ambas crecieron visitándolo en la cárcel, pero hoy, cansadas de esta historia, insisten como los otros familiares en el otorgamiento de los derechos procesales para su papá, comenta Simonovis.

Para Alexis Rovaín, hermano de Héctor Rovaín, es injusto que su hermano deba pagar una condena de 30 años por un delito que no cometió. “Ya lo sentenciaron siendo inocente, eso no tiene vuelta atrás. Pero si pueden revertir tanta injusticia otorgándole las medidas alternativas de la pena”.

Sus padres murieron mientras su hermano Héctor estaba en prisión. “El no pudo despedirse”.

Los días de los integrantes de la familia Rovaín debieron compartirse con las jornadas de visita en la cárcel, para acompañar al inspector Héctor Rovaín, condenado a 30 años de prisión por la jueza Marjorie Calderón.

María Bolívar reza cada día para que, a su sobrino, el agente Erasmo Bolívar, le otorguen las medidas alternativas de pena. Ella ha sido uno de sus principales apoyos desde que el funcionario decidió ponerse a derecho el 3 de abril de 2003.

Calderón sentenció a Rovaín, Molina y a Bolívar por homicidio calificado frustrado en grado de corresponsabilidad correspectiva.

Siguen en Ramo Verde, sin que hasta los momentos haya sido escuchado el clamor de sus familiares por el otorgamiento de medidas alternativas al cumplimiento de la pena, que están vencidas desde el año 2007.