Voceros comunales denuncian discriminación de los Clap al entregar bolsas de comida - Efecto Cocuyo

POLÍTICA · 8 JUNIO, 2016 17:58

Voceros comunales denuncian discriminación de los Clap al entregar bolsas de comida

Texto por Ibis Leon | @ibisL

Ver más de

Ibis Leon | @ibisL

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Tamara Vivas es integrante del consejo comunal Simón Bolívar en la parroquia Catia de Caracas y denuncia que fue excluida del censo que hizo el comité local de abastecimiento y producción (Clap) de su zona por ser opositora.

Aseguró que en las jornadas de distribución de alimentos le dan prioridad a los militantes del Psuv. “A los opositores los dejan de últimos y si la bolsa contiene un paquete de leche, se lo quitan (…) A mí no me censaron ni a mi familia, para las bolsas de comida”.

Vivas ofreció su testimonio ante la comisión del Poder Popular y Medios de Comunicación de la Asamblea Nacional, donde otros voceros comunales de distintos sectores de Caracas denunciaron irregularidades en la distribución de alimentos.

Francisco Barrios, integrante del consejo comunal Calle La Rangela, en Antímano, señaló que para conformar un Clap se les exige que sean miembros inscritos en el Frente Francisco de Miranda, las Unidades de Batalla Bolívar Chávez (Ubch) y Unamujer.

Aunque aseguró que en su comunidad las 140 familias residentes recibieron su respectiva bolsa de comida, un grupo de personas se autodenominaron «representantes del Clap» sin consultar con todos los miembros del consejo comunal. “Ellos se autoproclamaron porque nos dijeron que reúnen las condiciones exigidas”, dijo.

Otros denunciaron que Fundacomunal impone trabas para la adecuación o conformación de nuevos consejos comunales, lo que impide que reciban las bolsas. Dilena García, del sector Manicomio en La Pastora formaba parte del consejo comunal Luisa Cáceres de Arismendi, donde la comunidad decidió conformar un nuevo consejo comunal para reagrupar la cantidad de familias del sector; sin embargo, luego de hacer las gestiones para solicitar los estudios cartográficos que les solicitan, no han recibido respuesta.

“Los beneficios no nos llegaban nunca porque éramos muchas familias en el consejo comunal; entonces, decidimos dividirnos e hicimos nuevas gestiones, pero nos dijeron que no nos iban a constituir uno nuevo porque la mayoría de los que lo integramos somos escuálidos”, manifestó.

De acuerdo con su relato, en la zona donde vive, uno de los Clap ha tenido que rifar la comida porque no es suficiente. «El fin de semana llevaron leche y como no iba a alcanzar, se las rifaron a la gente en la cola«.

García aseguró que la discriminación política inició luego de que la concejal de Voluntad Popular Gladys Gutiérrez y otros diputados de la MUD visitaran la comunidad.

La diputada Olivia Lozano, vicepresidenta de la comisión de medios, declaró que los gobernadores y alcaldes han decidido asumir la distribución “acaparando y secuestrando los alimentos” para dárselos a los Clap y responsabilizó directamente al gobernador de Bolívar, Francisco Rangel Gómez, de desviar los alimentos hacia un centro de acopio en el Km. 88 de Las Claritas de El Callao, desde donde se vendería la mercancía con sobreprecio.

“Hay consejos comunales que como no tienen en sus estructuras gente del Psuv, no pueden conformarse en Clap ni reciben la comida. Hemos recibido denuncias de que están desarrollando una estrategia política denominada punto y círculo que busca dirigir los alimentos hacia las poblaciones que están alrededor de los centros electorales”, dijo.

La comisión de Familia dirigió un comunicado al defensor del pueblo Tarek William Saab, también este miércoles 8 de junio, exhortándolo a “actuar de oficio a fin de que el Gobierno Nacional cumpla con el mandato constitucional de garantizar la seguridad alimentaria, dentro de un Estado Democrático, Social, de Derecho y de Justicia».

El jefe del Centro de Control Nacional de los Clap, Freddy Bernal, aseguró en un programa de televisión que los comités no limitan los abastecimientos en los supermercados y que no son discriminatorios.

Foto: Elsiglo.com