Para Alfonso Marquina medidas económicas anunciadas por Maduro solo agravarán más la crisis

POLÍTICA · 18 AGOSTO, 2018 17:26

Ver más de

Efecto Cocuyo | @efectococuyo


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

El segundo vicepresidente de la Asamblea Nacional y diputado por Primero Justicia, Alfonso Marquina, criticó los ocho anuncios económicos que la noche de este viernes 17 de agosto presentó el presidente Nicolás Maduro.

Aseguró que lejos de significar un respiro y alegría para el pueblo venezolano, lo que representará es aumento del desempleo, disminución del  poder adquisitivo y por ende incrementar el «grado de angustia, incertidumbre, inquietud y preocupación de los ciudadanos«.

A su juicio, los anuncios no representan un plan económico. Son en cambio,  “un grupo de medidas desordenadas e irracionales, contradictorias e inviables que acrecentarán el caos y marcada crisis económica que padece Venezuela”, sentenció.

Lea más en: Conozca los ocho anuncios económicos de Maduro de este viernes #17Ago

Para el legislador, quien forma parte de la Comisión de Finanzas del Parlamento nacional,  el aumento de impuestos como el IVA, la creación del Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras y el aumento del precio de la gasolina, traerá consigo «una nueva devaluación, en un país en el cual tenemos una economía en plena depresión que se ha ido incrementando en los últimos cinco años».

Además auguró un «cierre masivo de empresas» por al aumento de la carga impositiva, lo que traerá más desempleo y que haya menos fuentes de ingresos para las familias venezolanas.

«Viene el caos total, mucho más acentuado gracias a estos nuevos anuncios irresponsables por parte de Maduro”, manifestó el parlamentario.

Marquina dijo que no se tocaron los verdaderos puntos de interés con los cuales el país podría contar con una economía más sólida, como es el caso de incentivos a la producción.

«Nicolás Maduro en ningún momento habló de cómo se puede aumentar la producción en Venezuela de los bienes y servicios que demandan los venezolanos, y si no se aumenta la producción pero además las empresas deben pagar más aumentos de sueldo y más impuestos, y sobre todo se le siguen imponiendo controles de precios, lamentablemente se está llevando a las empresas que quedan en el país a cerrar sus actividades”.

Lea más en: Plan de ajuste del Gobierno “no atiende el default y fracasará por falta de consenso”

El diputado aseguró que es falso que con estas nuevas cargas impositivas va a ser mayor la recaudación y que por el contrario el efecto será adverso, porque si se liquida la base impositiva, entrará menos bolívares por la vía de la recaudación.

“La gran interrogante es ¿de dónde va a sacar Maduro para pagar estos bonos y aumentos salariales? Ayer (el viernes) decía que iba a acabar con el financiamiento monetario, es decir con la emisión de dinero inorgánico, y si a Venezuela no entran dólares porque cada día la producción petrolera es menor, si no entran divisas del sector privado porque tú estás acabando con la producción nacional, entonces, ¿de dónde vas a sacar los bolívares? Los bolívares seguirán saliendo del financiamiento monetario y con ello se estaría aumentando la grave hiperinflación”, aseveró.

Resaltó que en el país la producción petrolera está por debajo de 1 millón 300 mil barriles, lo que atenta contra la entrada de divisas al país, al ser el petróleo la única fuente de entrada de recursos en moneda extranjera a la Nación.

Marquina dice que aumento salarial solo angustia

Marquina negó que lo anunciado se trate de un aumento salarial puesto que no aumentará realmente el poder adquisitivo del venezolano. “Esto se trata de aumentos nominales ya que con estos niveles de salario que anunciaron, con toda esta crisis económica que está generando la irresponsabilidad gubernamental, cuánto van a poder comprar los venezolanos con ese nuevo salario, se volverá sal en agua en sus bolsillos”.

Y destacó que la incertidumbre y la angustia es lo que reina en la actualidad. Muchos negocios este sábado 18 de agosto no abrieron sus puertas, porque «saben que vender hoy es descapitalizarse, por el costo de reposición de los productos que venden, el caos será inminente en este país que ya viene golpeado por las pésimas políticas económicas que aplica este gobierno a la ligera”.

Lea también:

Gobierno necesitará $ 4.000 millones anuales para cubrir nómina de empleados públicos