Vargas se suma a protestas de Lara y Monagas por falta de perniles del Gobierno

LA HUMANIDAD · 19 DICIEMBRE, 2018 09:06

Vargas se suma a ola de protestas por fallas para distribuir perniles del Gobierno

Texto por Maria Victoria Fermin Kancev | @vickyfermin

Ver más de

Maria Victoria Fermin Kancev | @vickyfermin

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Protestas por pernil. Por segundo día consecutivo se registraron en el territorio nacional manifestaciones por los perniles del Gobierno que prometieron vender a los venezolanos a precios accesibles por las fiestas decembrinas.

Este martes, 18 de diciembre, vecinos del sector El Limón, en el estado Vargas, trancaron la autopista Caracas-La Guaira en ambos sentidos por que se registraron fallas en la distribución del producto.

Según denunciaron los residentes de la zona, funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) que llegaron al sitio con equipos antimotines amenazaron con apresarlos si no se retiraban del lugar.

Otras protestas

La ausencia o venta de perniles a sobreprecio también ha sido motivo de protesta en estados como Lara. Este lunes 17 de diciembre en el municipio Iribarren, vecinos de la zona de Paiva manifestaron en las calles porque tampoco les había llegado la carne de cerdo a través de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap).

Durante la manifestación, funcionarios de la policía regional acudieron al lugar y dispararon perdigones a quienes manifestaban, según reseñó La Prensa de Lara. 

Esta semana, en el estado Monagas también se registraron desde el 15 de diciembre protestas porque los residentes de municipios como Punceres y Bolívar afirmaron a los medios que la pieza de pernil se estaba vendiendo hasta desde 6 mil bolívares soberanos y no a Bs. S 500 como había sido la oferta inicial por dos kilos.

Habitantes de los estados CaraboboBolívar también han reclamado por la venta de la carne de cerdo que ofreció el Ejecutivo a través de los Claps. En los sectores donde sí han llegado los perniles, los vecinos se han visto obligados a compartirlos entre dos familias para rendirlo.