«Llamen a sus amigos y diganle» que el gran Humberto “Beto” Perdomo se fue

LA HUMANIDAD · 28 ABRIL, 2016 22:56

Ver más de

Josefina Ruggiero | @ruggieroj


¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

“Cómo se goza ganando y cómo se sufre perdiendo”, era una de las frases más populares del locutor venezolano Humberto “Beto” Perdomo, quien falleció este jueves, 28 de abril de 2016, luego de pasar más de dos semanas hospitalizado a causa de un cáncer que le fue diagnosticado cuando ya estaba en fase de metástasis. La frase, comentó Perdomo una vez, se le ocurrió luego de ver que el Magallanes remontó en el noveno episodio después de ir perdiendo por 7 carreras.

Hace dos semanas pidieron donantes de sangre y las muestras de apoyo no tardaron en llegar para locutor venezolano que pasó por canales de televisión como Venezolana de Televisión, Televen y Meridiano Televisión, donde se convirtió en un fijo de las transmisiones de beisbol de las Grandes Ligas (MLB por sus siglas en inglés), así como de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP) y de la Serie del Caribe, donde llegó a establecer una pareja perfecta con comentaristas de la talla del periodista Humberto Acosta.

Humberto “Beto” Perdomo sostuvo una buena amistad con otro periodista destacado en la fuente deportiva, Juan Vené, a quien conoció en el año 1977, cuando jugaba beisbol en la Universidad Central de Venezuela y quien fuera el primero en darle una oportunidad al joven locutor.

Conocí a Juan Vené y le dije que quería incursionar en la narración del beisbol. Él me dijo que lo primero que tenía que hacer era sacarme el certificado de locución. En 7 meses ya tenía el certificado y busqué a Vené. Mi sorpresa es que me lleva directo a New York y debuté el 11 de junio de 1977 narrando “El Juego de las Estrellas”. Realmente yo estaba temblando de nervios cuando me dijeron “es tu turno”, contó Perdomo en una entrevista ofrecida al portal web https://homerunout.wordpress.com/

Vené también bautizó a Humberto Perdomo como “Beto”, luego de asegurar que “el Humberto era un nombre muy largo que ocupaba demasiado espacio en los créditos de televisión”.

Perdomo impuso frases en el lenguaje de los venezolanos que veían beisbol. Una de las más populares: “¡Es un bombo!” en referencia a los batazos elevados que no representaban peligro para los jugadores en el campo. También:  “¡Llamen a sus amigos y díganle!”, que utilizaba cuando tomaba turno algún pelotero o para decir el resultado parcial de un encuentro. Otra de las expresiones reconocidas y repetidas por propios y extraños de la 1!pelota era: “Esto está feo, muy feo”, la cual nació una vez que estaba narrando en VTV el partido era interrumpido con pases de prensa de una elección interna de Acción Democrática.

Perdomo se convirtió en una de las voces más preciadas de la locución venezolana y sus enseñanzas forjaron el camino de jóvenes narradores y comentaristas que le reconocen como uno de los locutores más importantes y trascendentales del deporte, en especial del beisbol.

Parafraseando al gran “Beto” ¡Llamen a sus amigos y díganle, que el gran “Beto” Perdomo compartirá la vida eterna con locutores como Marco Antonio “Musiú” Lacavalerie! y seguro comentarán las mejores acciones de los beisbolistas venezolanos que brillan día a día en todo el planeta.