Indígenas del sur de Bolívar levantaron protesta después de 10 días

LA HUMANIDAD · 19 OCTUBRE, 2018 10:09

Ver más de

Ronny Rodríguez Rosas | @ronnyrodriguez


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Las comunidades indígenas al sur del estado Bolívar lograron que las autoridades atendieran sus reclamos. El pasado miércoles 17 de octubre, después de 10 días de protestas, levantaron el cierre de la troncal 10 que mantuvieron desde el lunes 8 de octubre.

Aunque en principio demandaron la atención directa del presidente Nicolás Maduro, fue el gobernador Justo Noguera Pietri y la ministra para Asuntos Indígenas, Aloha Núñez, quienes acudieron a la zona del conflicto.

Los indígenas decidieron cerrar la troncal 10 a la altura del kilómetro 67. Se quejaron de la falta de combustible, gas doméstico, los altos precios de los alimentos y el pasaje para acceder a sus comunidades.

De acuerdo con el diario Correo del Caroní, 22 comunidades indígenas se sumaron a la iniciativa que tomó la comunidad San Miguel de Betania. Las autoridades decidieron instalar con los afectados mesas de trabajo para atender casos de salud, alimentación y vialidad.

Según el diario guayanés, las comunidades que protestaron fueron Utamok, Sororopan, Santa Lucía de Inaway, Araimötüpü, Joboshirima, San Juan de Venamo, Patawaparu, Pawarupay, Aramene, San Miguel de Betania, San Flaviano, Warumapate, Apanao, San Antonio de Roscio, Paruruwaka, San José Km 16, San Martín de Turumban, Santa María de El Vapor, Kamaria, Soroma, San Luis de Morichal y La Cucharilla.

Estas comunidades agrupan a pemonesarawakos, akawayos y kariñas que solo dieron a Noguera Pietri y Núñez un plazo de 15 días para que la Vicepresidencia de la República resuelve sus peticiones. 

También se refirieron al irrespeto a los capitanes, la falta de entidades bancarias, la especulación en el precio de los productos de primera necesidad, el mal estado de la troncal 10 en el kilómetro 88, así como la presencia de paramilitares en el municipio Sifontes, quienes se dedican a la invasión de sus tierras.

En medio de la protesta indígena, el pasado domingo, 14 de octubre, hubo un enfrentamiento entre integrantes de una banda delictiva y hombres armados, supuestamente del Ejército de Liberación Nacional, que dejó 7 fallecidos y al menos 15 heridos.

Este hecho se registró en Tumeremo, en la mina Corre Gente del municipio Sifontes. Este jueves, el fiscal designado por la Asamblea Nacional Constituyente, Tarek William Saab, confirmó las siete víctimas y dijo que el fiscal superior del estado Bolívar junto a otros funcionarios investigaban esta matanza.

Foto: El Nacional