Expertos consideran medidas económicas del Gobierno como “parciales e inconexas”

ECONOMÍA · 14 ABRIL, 2016 10:06

Ver más de

Ibis Leon | @ibisL


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

En cuatro meses el Gobierno creó un nuevo sistema cambiario (ahora dual con el Dipro y el Dicom), aumentó el precio de la gasolina, instaló el Consejo de Economía Productiva, anunció la explotación del Arco Minero y creó 15 motores para la reactivación económica y un nuevo ministerio: el de Industrias Básicas, Estratégicas y Socialistas.

Sin contar las “movidas de mata” dentro de los ministerios con la designación, entre otras, de una cara nueva, la de Miguel Pérez Abad al frente del Ministerio de Industrias y Comercio y el Viceministerio del Área Económica.

Sin embargo, dos especialistas consultados consideran que han sido medidas “parciales e inconexas” que no contrarrestan las distorsiones de la economía. Marinell Falcón, economista de la firma ODH Consultores, señaló que el método de asignación a través del Dicom sigue sin conocerse y esto suma incertidumbre en el sector empresarial. El convenio cambiario N° 35 establecía que la plataforma entraría en funcionamiento el pasado 10 de abril, algo que no ocurrió.

“El sistema no resuelve las trabas burocráticas porque no queda claro el funcionamiento de la asignación de divisas del Dicom. No se sabe cómo se otorgarán ni a quiénes se les dará. Entre 2014 y 2015 se redujeron 69,9% las asignaciones de divisas, por eso hay grandes deudas con los proveedores internacionales. Solo Conindustria registró una deuda de 12 mil millones de dólares y en medio de esta circunstancia es difícil reactivar el aparato productivo”, sostuvo la experta.

Aunque la explotación del Arco Minero es un intento del Gobierno por diversificar las fuentes de divisas, Falcón señaló que la falta de confianza hace que Venezuela sea vista como un país muy hostil para invertir. “El Gobierno dice que están activando 14 motores productivos, pero no se han visto resultados concretos. El Arco Minero intenta desarrollar la explotación del oro y otros recursos frente a la caída del precio del petróleo que se mantuvo en 26 dólares por barril el primer trimestre del año, pero Venezuela es el cuarto país con la peor economía para hacer negocios y es visto internacionalmente como hostil para la inversión”, indicó.

Para que las medidas puedan tener efecto, la economista aseguró que es preciso estabilizar la economía y para lograrlo se debe controlar la inflación y restablecer la credibilidad. “Las medidas han sido parciales e inconexas. El problema de fondo es que la escasez de divisas sigue sin resolverse”.

Destacó como positivo el anuncio de los precios de algunos productos alimenticios y un segundo ajuste de la gasolina que anunció el Vicepresidente hace dos días porque “representa un incentivo para las empresas y estimula la producción”.

Para el economista y profesor universitario Juan José Pérez,  las medidas no han obtenido resultados concretos, aunque señaló que es prematuro evaluar la efectividad de la activación del aparato productivo.

Criticó la creación del Ministerio para las Industrias Básicas, Estratégicas y Socialistas porque aumenta la burocracia. “Si van a llevar los vicios de las empresas públicas y expropiadas que no producen a un nuevo ministerio no tiene sentido e incrementa la burocracia”, opinó.

La unificación cambiaria sigue siendo la prioridad para el economista, quien indicó que debe hacerse de forma gradual mientras se sinceran los precios. “En un ambiente inflacionario hay que permitir que suban los precios para que haya incentivo hasta que finalmente se desmonte el sistema cambiario”, argumentó.

Sobre el sistema dual Dipro y Dicom, apuntó que la fluctuación del cambio complementario (que pasó la barrera de los Bs 300) es favorable en comparación con los mecanismos anteriores como el Simadi. Explicó que aunque representa una devaluación de la moneda, acerca el precio a un valor más equilibrado “con el que se busca rebajar el valor del dólar negro”, pero agregó que solo será posible si se garantiza una oferta de divisas a través de este sistema.