Una veintena de chilenos detenidos en inicio de redacción nueva Carta Magna

INTERNACIONALES · 5 JULIO, 2021 10:10

Ver más de

Efe | @EFEnoticias

Foto por Efe

¿Cómo valoras esta información?

1
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

La Policía chilena confirmó la detención de veinte manifestantes en el marco del acto de inauguración de la convención constituyente que tuvo lugar el domingo 4 de julio, un evento que marcó el inicio de la redacción de la nueva Constitución, y en el que se llevaron a cabo diversas marchas en la capital.

“Carabineros hizo sus máximos esfuerzos para contener a algunos grupos violentos que quisieron interrumpir el proceso que se desarrollaba en el antiguo Congreso Nacional”, aseguró el jefe de la Región Metropolitana del cuerpo de Carabineros, Marcelo Araya.

Temprano en la mañana del domingo se llevaron a cabo masivas marchas pacíficas en distintos puntos de Santiago, que congregaron a cientos de personas, en su mayoría convocadas por los constituyentes o por grupos de simpatizantes.

Sin embargo, cuando la ceremonia de inicio de la redacción de la nueva Carta Magna estaba a punto de comenzar se produjeron también algunos disturbios aislados en puntos cercanos al antiguo Congreso Nacional, donde se celebró el acto, que motivaron la actuación de la Policía, que trató de dispersar las protestas con carros lanza-aguas.

La acción de los agentes provocó la reacción de un grupo de constituyentes, que se negaron a sentarse e irrumpieron el evento exigiendo el cese de la represión policial contra los manifestantes provocando un clima de máxima tensión durante casi una hora.

Tras apaciguarse parcialmente la situación en el exterior, la ceremonia se retomó, los 155 constituyentes aceptaron su cargo y eligieron a una académica indígena, Elisa Loncón, como su presidenta.

Con este acto Chile dio el pistoletazo de salida a la redacción de su nueva Constitución y, a partir de ahora, tendrá un máximo de un año para redactar la propuesta del nuevo texto, que deberá someterse en 2022 a otro plebiscito, con voto obligatorio, para su aprobación.

El proceso constituyente nació en 2019 como un acuerdo entre los partidos para amainar la mayor crisis social en tres décadas de democracia, que comenzó en octubre de ese año con masivas protestas por un modelo socioeconómico más justo, que dejaron al menos una treintena de fallecidos.