Más de un mes de trabajo se necesita para comprar un kilo de caraotas #MercadoGuaicaipuro

ECONOMÍA · 1 JULIO, 2021 15:12

Ver más de

Shari Avendaño | @shariavendano


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Un poco menos para la sopa. Un kilo de caraotas negras cuesta 9.600.000 bolívares en el mercado Guaicaipuro este jueves, 1 de julio, 7% por encima del precio que marcaba hace una semana: 8.960.000 bolívares. Es decir, para adquirir un kilo de los granos se necesita más de un salario mínimo mensual.

Es uno de los alimentos más costosos de la lista de compras de la familia Quiroz, referencia para Efecto Cocuyo desde hace seis años. De la sección de frutas y granos también subió el precio del kilo de cambur, que pasó de costar 1.600.000 bolívares a 1.650.000 bolívares.

El resto de los alimentos de este renglón continúa con el mismo precio observado en los recorridos anteriores. Por sexta semana consecutiva, el kilo de arvejas partidas se mantiene en 8.500.000 bolívares;  el kilo de guayaba sigue en 3.500.000 bolívares y la piña está en 4.000.000 bolívares.

El precio de parte de las proteínas de la lista subió 8% con respecto a lo visto la semana anterior. El kilo de pollo pasó de 6.480.000 bolívares a 6.980.000 bolívares y el de carne molida saltó de 10.980.000 bolívares a 11.900.000 bolívares. El cartón de huevos continúa en 9.300.000 bolívares.

Semana de pocos aumentos

En la sección de charcutería, la subida más importante se registró en el precio de la mortadela. Un kilo cuesta 7.729.435 bolívares, lo que implica un aumento de 21%.

El kilo de queso tipo paisa marca un precio de 11.272.093 bolívares, un incremento de 9%; un kilo de jamón de espalda vale 12.560.332 bolívares y un kilo de bologna pimentón cuesta 7.922.671 bolívares. El costo de ambos alimentos subió 1%. Esta semana, el precio del kilo de queso blanco duro experimentó un descuento de 3%: pasó de 5.952.982 bolívares a 5.797.076 bolívares.  


Solo tres alimentos de la sección de verduras y hortalizas subieron de precio en este recorrido. El kilo de pimentón pasó de costar 5.200.000 bolívares a 8.300.000 bolívares, el kilo de repollo pasó de 3.000.000 bolívares a 4.000.000 bolívares y el de zanahoria pasó de 4.400.000 bolívares a 4.500.000 bolívares. El precio del kilo de papa bajó de 3.500.000 bolívares a 3.000.000 bolívares.

El kilo de remolacha está en 2.500.000 bolívares, el de cebolla continúa en 3.300.000 bolívares; el pepino, la berenjena, el céleri, el calabacín y la vainita criolla siguen costando 3.500.000 bolívares y el kilo de tomate se mantiene en 6.500.000 bolívares.

En total, se necesitan 245 millones 846 mil 890 bolívares o 36 salarios mínimos mensuales para adquirir todos los alimentos de la lista de compras de la familia Quiroz.

La inflación mensual en el país fue de 19,6 % en mayo, lo que supone 13,8 puntos porcentuales menos que en abril, cuando fue de 33,4 %, según una medición realizada por el Observatorio Venezolano de Finanzas (OVF).

“El crecimiento del costo de la canasta alimentaria es del 41 % si lo comparamos con el mes de mayo del año 2020″, dijo el exdiputado Alfonso Marquina en rueda de prensa el pasado 9 de junio.