Balance semanal del COVID-19: Bolívar y Zulia las regiones con más decesos y contagios

CORONAVIRUS · 13 DICIEMBRE, 2021 08:26

Ver más de

Ronny Rodríguez Rosas | @ronnyrodriguez

Foto por Mairet Chourio | @mairetchourio

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

Los estados Bolívar y Zulia fueron las regiones de Venezuela con más decesos y casos de coronavirus en la última semana.

Según los reportes de la Comisión Presidencial del COVID-19 los contagios y fallecidos volvieron a disminuir en este lapso, que transcurrió entre el lunes 5 y el domingo 12 de diciembre. En ese tiempo murieron 46 personas y 3.765 se contagiaron con la enfermedad.

Bolívar se mantuvo por tercera semana consecutiva como la región con más muertes por COVID-19. En esta semana murieron 12 personas: seis mujeres con un promedio de edad 72,6 años; y seis hombres, con una edad promedio de 71 años.

El estado Anzoátegui le siguió como la segunda con más fallecidos al registrar nueve: seis mujeres y tres hombres.

En lo que va de diciembre hay 84 fallecimientos, mientras que el país acumula 5.239 desde el inicio de la pandemia.

Zulia con más casos

Sobre el número de casos semanales, en promedio se contagiaron al día 537 personas. De los 3.765 contagios, 2.117 correspondieron a mujeres y 1.648 a hombres.

El estado Zulia acumuló más casos en la última semana con 578, seguido por Lara con 503 y Monagas con 318. Le siguieron Mérida y Caracas con 289 casos en cada región y Falcón con 288. Hasta el12 de diciembre, Venezuela acumula 438.683 casos.

Según la Comisión Presidencial del COVID-19 hay un total de 426.476 pacientes recuperados (97%) y solo 6.968 casos activos.

Este fin de semana llegaron al país 2 millones 600 mil dosis de la vacuna rusa “Sputnik Light”, que se usarán como refuerzo para la población ya vacunada a partir del próximo mes de enero.

Las dosis de refuerzo se aplican tras el esquema de dos dosis, después de la aparición de múltiples variantes del COVID-19. La más reciente es ómicron que parece tener mayor capacidad de escapar a la inmunización.