Jeffrey Sachs sí vinculó el COVID-19 con laboratorios de EEUU pero no hay pruebas que confirmen

COCUYO CHEQUEA · 7 JULIO, 2022 09:18

Ver más de

Shari Avendaño | @shariavendano


¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
2
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

Si bien el economista Jeffrey Sachs dijo que laboratorios de Estados Unidos estarían detrás del COVID-19, él mismo aclaró que no hay pruebas que confirmen. Tampoco es director de la revista científica The Lancet, como dicen varias cuentas de Twitter y canales de Youtube.

Durante su intervención en un encuentro del Gate Center en España, Sachs dijo que si bien cree que el virus salió de un laboratorio, aún no hay suficiente evidencia y no está siendo investigado.

Un fragmento del video de su intervención fue compartido en redes sociales. Parte importante de los tuits que mencionan sus palabras dicen que Sachs denunció esta situación, pero el economista expresó una opinión, no hizo una denuncia.

La circulación de este contenido coincide con el incremento de casos de COVID-19 en el país, según informó la vicepresidenta de la gestión de Nicolás Maduro, Delcy Rodríguez, el pasado 1ro de julio.

En días previos, especialistas como el infectólogo Julio Castro alertaron que Venezuela estaba entrando a una cuarta ola de COVID-19, de acuerdo con el monitoreo de la Encuesta Nacional de Hospitales.  

La Unidad de Verificación de Datos y Fact-checking de Efecto Cocuyo rastreó el origen del video y buscó los últimos informes sobre el origen del COVID-19.

¿Quién es Jeffrey Sachs?

Jeffrey Sachs es economista, profesor universitario y autor de varios libros como El fin de la pobreza y La era del desarrollo sostenible. Según su perfil de LinkedIn, es reconocido por sus estrategias para abordar desafíos complejos como crisis de deuda, hiperinflación, el control de enfermedades y cambio climático.

También es director del Centro de Desarrollo Sostenible de la Universidad de Columbia (Nueva York, Estados Unidos) y presidente de la red de soluciones de desarrollo sostenible de las Naciones Unidas. Tiene una larga trayectoria como consejero de los últimos tres secretarios generales de las Naciones Unidas (António Guterres, Ban Ki-Moon y Kofi Annan).

El pasado 14 de junio, el think tank Gate Center en Madrid (España) organizó un encuentro con el economista sobre la situación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) después de la pandemia y la guerra en Ucrania.

La declaración

El video completo del evento se publicó dos días después en el canal de Youtube de la organización. A partir del minuto 12 empieza el fragmento que circuló en redes sociales.

Mencionó que por dos años dirigió la comisión sobre COVID-19 de la revista The Lancet. No se identificó como director de la revista. El actual director en jefe es Richard Horton, según se menciona en su portal web.

Luego dice lo siguiente:  

“Añadiré una declaración provocativa que podríamos retomar más tarde. Puede que le sorprenda o no, o puede que diga que ya lo sabía, profesor Sachs, pero presidí la comisión de la revista Lancet durante dos años sobre el covid. Estoy convencido de que salió de la biotecnología de los Estados Unidos y no de la naturaleza. Después de dos años de trabajo intensivo en esto, es un error, desde mi punto de vista, de la biotecnología, y no un accidente o un desbordamiento natural”.

Luego aclaró: “No lo sabemos con seguridad, debería ser absolutamente claro, pero hay suficiente evidencia de que debería ser investigado, y no está siendo investigado, ni en los Estados Unidos ni en ninguna parte, y creo que por razones reales, no quieren mirar bajo la alfombra”.

Sachs no hizo el comentario como una denuncia. Aclaró que no hay suficiente evidencia que respalde su afirmación, pero que debería ser investigado.

Origen del COVID-19

El origen del COVID-19 ha estado bajo estudio desde su surgimiento en 2019. Ya en febrero de 2021 la Organización Mundial de la Salud (OMS) había confirmado el origen animal de la enfermedad. Sin embargo, según explicó el portal de verificación argentino, Chequeado, en ese entonces no tenían claro cómo se dio el salto del virus a los humanos.

El grupo de expertos de la OMS manejaban cuatro hipótesis:

  • La transmisión ocurrió de animales a humanos
  • Ocurrió con una especie animal que hizo de puente
  • Que se transmitiera por la cadena alimentaria a través de productos congelados
  • Que el virus sugiera de algún incidente de laboratorio

En ese momento dijeron que la última era la más improbable.

En junio de este año salió un nuevo informe del Grupo de Asesoramiento Científico para los Orígenes de los Nuevos Patógenos (Sago, por sus siglas en inglés), en el que revisaron la información ya disponible. Es decir, no hicieron estudios propios.

En síntesis, explica CNN en español, los datos sugieren el origen animal de la pandemia, pero hay lagunas en datos claves que dificultan comprender bien el origen. Hasta este último informe, se mantiene el origen zoonótico del virus.

No se han identificado los progenitores del virus, los huéspedes naturales o intermedios ni el evento de contagio a los humanos. Sobre la última hipótesis evaluada en el informe anterior, se dijo que no se han puesto a disposición datos para evaluar la teoría. Por tanto, la incógnita continúa.  

Foto: World Economic Forum (www.weforum.org)

COCUYO CHEQUEA · 7 AGOSTO, 2022

Jeffrey Sachs sí vinculó el COVID-19 con laboratorios de EEUU pero no hay pruebas que confirmen

Texto por Shari Avendaño | @shariavendano

Si bien el economista Jeffrey Sachs dijo que laboratorios de Estados Unidos estarían detrás del COVID-19, él mismo aclaró que no hay pruebas que confirmen. Tampoco es director de la revista científica The Lancet, como dicen varias cuentas de Twitter y canales de Youtube.

Durante su intervención en un encuentro del Gate Center en España, Sachs dijo que si bien cree que el virus salió de un laboratorio, aún no hay suficiente evidencia y no está siendo investigado.

Un fragmento del video de su intervención fue compartido en redes sociales. Parte importante de los tuits que mencionan sus palabras dicen que Sachs denunció esta situación, pero el economista expresó una opinión, no hizo una denuncia.

La circulación de este contenido coincide con el incremento de casos de COVID-19 en el país, según informó la vicepresidenta de la gestión de Nicolás Maduro, Delcy Rodríguez, el pasado 1ro de julio.

En días previos, especialistas como el infectólogo Julio Castro alertaron que Venezuela estaba entrando a una cuarta ola de COVID-19, de acuerdo con el monitoreo de la Encuesta Nacional de Hospitales.  

La Unidad de Verificación de Datos y Fact-checking de Efecto Cocuyo rastreó el origen del video y buscó los últimos informes sobre el origen del COVID-19.

¿Quién es Jeffrey Sachs?

Jeffrey Sachs es economista, profesor universitario y autor de varios libros como El fin de la pobreza y La era del desarrollo sostenible. Según su perfil de LinkedIn, es reconocido por sus estrategias para abordar desafíos complejos como crisis de deuda, hiperinflación, el control de enfermedades y cambio climático.

También es director del Centro de Desarrollo Sostenible de la Universidad de Columbia (Nueva York, Estados Unidos) y presidente de la red de soluciones de desarrollo sostenible de las Naciones Unidas. Tiene una larga trayectoria como consejero de los últimos tres secretarios generales de las Naciones Unidas (António Guterres, Ban Ki-Moon y Kofi Annan).

El pasado 14 de junio, el think tank Gate Center en Madrid (España) organizó un encuentro con el economista sobre la situación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) después de la pandemia y la guerra en Ucrania.

La declaración

El video completo del evento se publicó dos días después en el canal de Youtube de la organización. A partir del minuto 12 empieza el fragmento que circuló en redes sociales.

Mencionó que por dos años dirigió la comisión sobre COVID-19 de la revista The Lancet. No se identificó como director de la revista. El actual director en jefe es Richard Horton, según se menciona en su portal web.

Luego dice lo siguiente:  

“Añadiré una declaración provocativa que podríamos retomar más tarde. Puede que le sorprenda o no, o puede que diga que ya lo sabía, profesor Sachs, pero presidí la comisión de la revista Lancet durante dos años sobre el covid. Estoy convencido de que salió de la biotecnología de los Estados Unidos y no de la naturaleza. Después de dos años de trabajo intensivo en esto, es un error, desde mi punto de vista, de la biotecnología, y no un accidente o un desbordamiento natural”.

Luego aclaró: “No lo sabemos con seguridad, debería ser absolutamente claro, pero hay suficiente evidencia de que debería ser investigado, y no está siendo investigado, ni en los Estados Unidos ni en ninguna parte, y creo que por razones reales, no quieren mirar bajo la alfombra”.

Sachs no hizo el comentario como una denuncia. Aclaró que no hay suficiente evidencia que respalde su afirmación, pero que debería ser investigado.

Origen del COVID-19

El origen del COVID-19 ha estado bajo estudio desde su surgimiento en 2019. Ya en febrero de 2021 la Organización Mundial de la Salud (OMS) había confirmado el origen animal de la enfermedad. Sin embargo, según explicó el portal de verificación argentino, Chequeado, en ese entonces no tenían claro cómo se dio el salto del virus a los humanos.

El grupo de expertos de la OMS manejaban cuatro hipótesis:

  • La transmisión ocurrió de animales a humanos
  • Ocurrió con una especie animal que hizo de puente
  • Que se transmitiera por la cadena alimentaria a través de productos congelados
  • Que el virus sugiera de algún incidente de laboratorio

En ese momento dijeron que la última era la más improbable.

En junio de este año salió un nuevo informe del Grupo de Asesoramiento Científico para los Orígenes de los Nuevos Patógenos (Sago, por sus siglas en inglés), en el que revisaron la información ya disponible. Es decir, no hicieron estudios propios.

En síntesis, explica CNN en español, los datos sugieren el origen animal de la pandemia, pero hay lagunas en datos claves que dificultan comprender bien el origen. Hasta este último informe, se mantiene el origen zoonótico del virus.

No se han identificado los progenitores del virus, los huéspedes naturales o intermedios ni el evento de contagio a los humanos. Sobre la última hipótesis evaluada en el informe anterior, se dijo que no se han puesto a disposición datos para evaluar la teoría. Por tanto, la incógnita continúa.  

Foto: World Economic Forum (www.weforum.org)