Venezuela logra empate histórico 1-1 y pone en apuros a la Albiceleste

La Vinotinto se va de Argentina por primera vez sin caer derrotada en un partido de eliminatorias. la selección criolla firmó un empate 1-1 ante la Albiceleste en un compromiso que dejó un gran sabor de boca para los venezolanos y una sensación inusual para los argentinos, quienes no pueden salir del quinto puesto de la clasificación sudamericana para la Copa Mundial de Fútbol Rusia 2018.

Los dirigidos por Rafael Dudamel entraron al Monumental de Núñez con la expectativa de hacerle un gran partido a los locales, pero con el conocimiento de que la selección anfitriona estaba necesitada de puntos, luego de haber empatado sin goles ante Uruguay en la jornada disputada el pasado jueves 31 de agosto. La Albiceleste hizo lo que se pensaba: salió a arrasar con la vinotinto y a demostrar su poderío ofensivo.

Los primeros quince minutos de partido fueron de sufrimiento para los criollos. Argentina atacaba una y otra vez. Las bandas defendidas por Victor García y Rolf Feltscher eran superadas con facilidad por los habilidosos Ángel Di María, Lionel Messi y Guido Pizarro. Sin embargo el equipo argentino chocaba con la defensa criolla y con el guardameta Wuilker Fariñez, quien nuevamente fue el protagonista del éxito del equipo venezolano.

Tan buena fue la actuación de Fariñez que el histórico portero colombiano René Higuita escribió un mensaje en su cuenta de Twitter alabando la calidad del golero criollo.

Al llegar al minuto 20, Venezuela se mostró más convencida de poder lograr algo positivo en el compromiso y buscó el ataque, a su manera. Sergio Córdova y Salomón Rondón pusieron fuerza y técnica para darle trabajo a los defensores argentinos que tuvieron que recurrir a despejes de balón e infracciones para detener a los criollos.

El primer tiempo finalizó sin goles para ambos equipos y, por primera vez en la historia de eliminatorias, la Vinotinto llegaba al descanso de un partido ante Argentina en calidad de visitante, sin estar por debajo en el marcador.

La segunda parte no fue tan diferente al inicio de la primera. la albiceleste volvió a salir con todo y buscó machacar a los venezolanos. Los locales tenía que buscar la victoria bajo cualquier costo y tuvieron varias oportunidades para abrir el marcador.

Pero fue Venezuela el equipo que, para sorpresa de muchos, anotó primero. Un contragolpe matador que tuvo a Sergio Córdova con el pase gol encontró a Jhon Murillo, jugador que a toda velocidad recibió la pelota en campo argentino y la pinchó con una calidad mundial para poner a ganar a la Vinotinto en el 51′.

De pronto, Venezuela se veía superior a Argentina y lo más importante es que esto estaba plasmado en el marcador. El estadio Monumental quedó en silencio y el seleccionador argentino, Jorge Sampaoli, fue uno de los pocos en alzar su voz pero para exigirle a los suyos mejorar en el juego y reaccionar.

Sin embargo, la alegría criolla duró poco y el empate se hizo presente en el minuto 54. Luego de una mala salida del lateral derecho Víctor García, el delantero argentino Mauro Icardi le ganó la posición a Rolf Feltscher y provoco que el defensor criollo anotara un gol en propia puerta para darle la igualdad al partido.

Venezuela tuvo oportunidades a balón parado. Sin embargo, al no estar Rómulo Otero en el campo, no se tenía alguien que de verdad dominara el arte de la pelota quieta. Los criollos defendieron de forma correcta el resultado, mientras que los albicelestes lucieron desesperados por varios minutos.

Con el empate a un gol, Venezuela llega a ocho puntos. Permanece último en la tabla de clasificación, pero por primera vez en estas eliminatorias la Vinotinto sumó en los dos partidos de doble jornada y demostró un estilo de fútbol convincente y agradable. Los criollos se convirtieron en la piedra en el zapato para los equipos que buscan cupos para el Mundial 2018, tal como ya pasó con Colombia el pasado 31 de agosto.

Mientras tanto, Argentina se mantiene en el quinto lugar de la tabla. La albiceleste cuenta con 24 puntos y se mantiene en el puesto de repesca, desde el cual buscarán ascender a cualquier costo en las últimas dos jornadas de eliminatorias, donde tendrán partidos sumamente complejos. Los sureños recibirán el 5 de octubre a Perú, en un duelo directo, puesto que los incas también cuentan con 24 unidades, pero por mejor promedio de gol se encuentran en el cuarto puesto.

Luego, el 10 de octubre, la Albiceleste viajará a la altura de Quito para enfrentarse a Ecuador en un partido a muerte y que será definitorio para ambas oncenas. La Vinotinto, por su parte, jugará el 5 de octubre ante Uruguay en San Cristóbal y el 10 ante Paraguay, en suelo guaraní.