Solo 158 policías resguardan a los 60 mil habitantes de El Hatillo

Según los estándares de seguridad ciudadana de la Organización de Naciones Unidas (ONU), una ciudad debe tener cuatro funcionarios por cada 1.000 habitantes. En la Policía de El Hatillo actualmente trabajan 158 agentes, los cuales están encargados de cuidar a casi 60.000 ciudadanos, lo cual representa un déficit de 242 hombres.

Así lo señaló el alcalde David Smolansky en una presentación a la prensa del balance de los 30 meses de su gestión en el área de seguridad. Explicó que pese al déficit de miembros en la policía municipal, en dos años ha podido disminuir los delitos en su jurisdicción y subir la efectividad del cuerpo de seguridad.

“Nosotros nos encontramos con una policía prácticamente desmantelada, no había estadísticas, los funcionarios no recibían ascensos y hasta había patrullas chatarras”, contó Smolansky al inicio de su intervención, para luego dar paso a la serie de ajustes que tuvo que implementar para elevar el nivel de profesionalismo de Polihatillo.

Revisaron expedientes de los funcionarios, aumentaron su sueldo, mejoraron el beneficio por seguro de vida y promovieron la actualización de sus agentes en materia de seguridad y derechos humanos.

A la fecha, 193 uniformados fueron destituidos; 36 de ellos por faltas administrativas e implicación en delitos. Además, 56 hombres renunciaron “porque aumentamos la rigurosidad y por los riesgos personales que representa la profesión”, dijo el alcalde. Especificó que tiene a 12 policías suspendidos, seis de ellos privados de libertad.

“Un funcionario nos indicó que era la primera vez que pisaba una universidad cuando realizamos un curso en la Universidad Nueva Esparta. Eso es algo que activa la motivación en el policía, porque lo hace sentir digno, que lo están tratando con dignidad. Y en esa medida, él va a tratar con dignidad a los ciudadanos”, dijo Pedro Rangel, especialista de seguridad ciudadana y miembro de la Junta Directiva de la institución policial, sobre los resultados de los talleres de formación que reciben mensualmente los agentes de Polihatillo.

Además de estos ajustes, la remuneración del funcionario de este cuerpo de seguridad también pasó por cambios. De ganar Bs. 4.555, 28 en 2014 ahora ganarán 28.557 bolívares como sueldo base, sin incluir bono de alimentación ni primas por antigüedad y riesgo. Es decir, que un oficial cobrará entre salario base y el bono para las comidas una cantidad de 42.382 bolívares, mientras que un comisionado devengará 51.194 bolívares.

Según el alcalde Smolansky, estos cambios han generado cambios positivos en la seguridad de su municipio, al igual que las estrategias planteadas después de una recolección de datos y el asesoramiento con especialistas en la materia.

Uno de ellos es la reducción del secuestro, uno de los flagelos de la población hatillana. Para 2014, en el país se registraron al menos 599 plagios; de los cuales 94 fueron perpetrados en el municipio. Para 2015, la incidencia se redujo a 26 casos, lo que representa una disminución de 72,3%. De acuerdo con una investigación realizada por Efecto Cocuyo, para este año existen cinco áreas de El Hatillo en la que los delincuentes suelen capturar a sus víctimas para pedir rescate en efectivo o bienes.

El homicidio, el crimen que tiene menos cifras negras, también disminuyó. El alcalde aseguró que cuando llegó a su cargo se registraron 19 muertes violentas durante ese año, en 2015 fueron 12  (en el primer semestre) y en lo que va de 2016, se cuentan 11 personas asesinadas en el municipio capitalino.

“Poco a poco hemos podido recuperar el municipio, al igual que la confianza del vecino en el cuerpo policial”, aseveró Smolansky.

(Visited 6 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply