“Los ladrones se burlan de los policías” en la VII edición de la Feria del Libro en Caracas

La séptima edición de la Feria del Libro en Caracas ha sido escenario de constantes robos desde su inauguración, el pasado viernes 22 de julio, según informaron participantes del evento a Efecto Cocuyo, la mañana de este viernes 29.

“Los robos ocurren a plena luz del día”, aseguró Nelsy Flores, encargada de uno de los estantes, ubicados en la plaza de Los Museos y en el Parque Los Cabos, del municipio Libertador.

En las ediciones anteriores, el evento estaba abierto al público hasta las 9:00 pm. Sin embargo, la inseguridad “que el año pasado no era tan evidente”, hizo que redujeran el horario, aseguró Flores, quien, aún con esta medida, teme salir de la feria y que le roben el dinero recolectado, por lo que en este año se regresa a su casa en taxi y no en transporte subterráneo.

Según testimonios recabados por Efecto Cocuyo, en quince ocasiones aproximadamente, visitantes y expositores han sido testigos de atracos a mano armada que se han producido con la presencia de funcionarios de seguridad en el lugar.

“Los rateros han desarrollado técnicas de despojo tan rápidas que casi nadie se da cuenta de que te están robando”, explicó una de las encargadas de las editoriales que prefirió no ser identificada. “Cuando te están robando, te dicen que no hagas bulla y después que se van, es que los policías se enteran”, detalló.

La inseguridad ha alejado al público capitalino de la feria cultural. Karen Faull, encargada de un stand de libros, donde hay ofertas desde los 150 hasta los 3.800 bolívares, asegura que “ha bajado en un 80% ha bajado la presencia del público en el lugar”.

Explicó que no solo se debe a la inseguridad, “en la que -asegura- no estábamos tan sumergidos el año pasado”, sino también, “a la poca promoción que se hizo”.

Dijo que en el sitio, “los ladrones se burlan de los funcionarios de seguridad”. Según su criterio, este evento que se desarrolla bajo el lema “Territorio de la Palabra“, “no tiene comparación con ninguna de las ediciones anteriores”.

Libros que se observan y no se compran

Nelsy Flores, encargada de uno de los estands, explicó que el público que se acerca a la feria observa los libros pero al ver los precios, siguen de largo, porque “es evidente que prefieren gastar el dinero en comida o en útiles escolares“.

El más económico ronda los 300 bolívares, mientras que el de precio más elevado  alcanza los 30 mil bolívares, en la feria donde se encuentran más de 100 editoriales, de las cuales 91 don privadas.

FOTO: Efecto Cocuyo

(Visited 8 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply