“Hay que liberar al opresor y al oprimido”, el primer discurso de Gilber Caro tras su excarcelación

Tras pasar más de 500 días alejado de su curul y preso en cuatro cárceles distintas, el diputado suplente por el estado Miranda Gilber Caro finalmente se reencontró con la Asamblea Nacional en la sesión de este martes 5 de junio.

El parlamentario, excarcelado el pasado sábado 2 de junio, dio su primer discurso luego de haber estado 17 meses tras las rejas y aseguró que seguirá peleando por la liberación de los demás presos políticos.

“Como preso político fui trasladado, en 17 meses, a cuatro cárceles diferentes. Todos evidenciaron mi secuestro. Pasé un año en solitario en una celda en la que me prohibieron de todo”, dijo Caro desde la tribuna de oradores.

En su discurso, se refirió a las duras condiciones a las que fue sometido en los centros de reclusión en los que estuvo preso, siendo la cárcel de Fénix (en el estado Lara) el último recinto en el que estuvo privado de libertad y donde, incluso, presenció una masacre.

“De los 17 meses de prisión, estuve un año aislado en una celda de 4 metros por 2 metros. Ese año traté de no llenar mi corazón de odio. En estos 508 días de injusta condena, muchas veces no sabía si era de día o de noche”, afirmó.

Añadió que ni siquiera se le permitía ver la hora del día ni tener pertenencias en su celda y que tuvo que consumir comidaque ni los animales comen para poder sobrevivir”.

Durante su estadía en prisión, Caro dijo que se le negó incluso el permiso de hablar con los guardias que lo vigilaban y que tampoco le permitían las visitas familiares. “En 17 meses pude ver a mi hija solamente seis horas fraccionadas. Se me negó el derecho de visita“, dijo, “no hay nada más deshumanizador que no tener contacto humano“.

En su discuso, el diputado también citó a Nelson Mandela, líder surafricano que estuvo privado de libertad. “Nadie nace odiando. El ser humano, en el camino, aprende a odiar o a amar. Aquel que arrebata la libertad a otro está preso de odio y maldad, por eso es necesario liberar tanto al opresor como al oprimido“, leyó, “Venezuela pronto necesitará una libertad verdadera para todas las personas que han llevado a este país adónde está. Necesitamos liberar esta patria”.

El que hasta el pasado fin de semana fuera preso político también se refirió a unas conversaciones que ha sostenido con Iván Simonovis, privado de libertad desde 2002 por los hechos ocurridos el 11 de abril de ese año, quien dice que lo más difícil de estar tras las rejas es perderse momentos que nunca volverán, como los cumpleaños de su hija.

En su primera intervención en la AN tras haber sido excarcelado, Caro recordó que “antes de ser preso político fui preso común“, que en la cárcel pagó por los delitos cometidos y que luego se rehabilitó. Posteriormente, a pesar de haber salido, continuó visitando los centros de reclusión por 10 años y convirtió el tema penitenciario en su bandera en el Palacio Legislativo.

Sin embargo, pese a haber sido preso común, Caro aseguró que “no hay nada que se compare con ser un preso político” por haber padecido los malos tratos que él y sus compañeros vivieron.

Insistió en que, desde su curul, continuará peleando hasta lograr la liberación de todos los presos políticos del país. “Pido por la libertad de Leopoldo López, Lorent Saleh y otros compañeros”, dijo desde la tribuna de oradores.

5 de junio, el día que la AN se reencontró con sus dos diputados encarcelados por el Gobierno

(Visited 247 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!