Fallece niño de 11 años que se infectó por bacteria en Nefrología del J. M. de los Ríos

El riesgo de contaminación era inminente y Yanelsi Centeno, madre de Cristhian Malavé, siempre lo supo. El niño de 11 años se trataba en la unidad de hemodiálisis del J. M. de los Ríos. Allí se contaminó con las bacterias klebsiella y pseudomona tras la aparición de un brote infeccioso en marzo de este año. El riesgo era tal que la madre se lo llevó a otra unidad para que lo dializaran, lejos de lo que sucedía en el servicio de Nefrología del hospital de niños.

Sin embargo, el pequeño falleció en otro centro de salud mientras recibía su diálisis el pasado miércoles 13 de septiembre, producto de un paro respiratorio.

Cristhian era hijo único y su familia es oriunda de Carúpano, estado Sucre. Su catéter se contaminó primero con el germen klebsiella el pasado 31 de marzo, lo que lo llevó a hospitalizarse y recibir tratamiento durante 28 días. Poco después los dolores y la fiebre persistieron al momento de la diálisis. Tras realizarle los exámenes, se pudo conocer que ahora el catéter se había infectado con dos bacterias: klebsiella y pseudonoma.

Hace un mes aproximadamente Yanelsi cambió al niño de unidad para prevenir una nueva contaminación. Al igual que ella, otras madres consideraron migrar a otros centros de salud por prevención; por eso Cristhian había empezado a dializarse en la unidad de hemodiálisis Juan Pablo II, en la avenida Nueva Granada de Caracas.

Se desconoce si Cristhian seguía contaminado con la bacteria. Sin embargo, en los últimos días, el niño había registrado altas fiebres mientras lo dializaban. Se cree que la infección contribuyó con el deterioro de su salud, al igual que no haber recibido el tratamiento de forma oportuna y continua tras el diagnóstico, debido a la escasez de antibióticos.

Por ese mismo brote infeccioso fallecieron cuatro pacientes pediátricos en el mes de mayo. El primero fue Raziel Jaure, de 10 años de edad, quien murió el 3 de mayo por el germen klebsiella; después Samuel Becerra, de 12 años, por una infección del germen pseudomona; y el tercero fue Dilfred Jiménez, de 16 años, también infectado con klebsiella.

Un mes después, Daniel Laya, con apenas dos años de edad, se sumó a la lista de niños fallecidos. Su deceso ocurrió el pasado 26 de junio por un proceso infeccioso similar.

Otros niños del servicio de Nefrología han muerto por complicaciones médicas. Según los registros que maneja la ONG Prepara Familia, se contabilizan 12 pacientes nefrópatas del hospital infantil cuyas vidas se apagaron en lo nueve meses que van de 2017.

Lea también:

Fallecen por complicaciones un niño y un adolescente en servicio de Nefrología del J.M. de los Ríos

(Visited 17 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply