Escasez de antirretrovirales afecta a 80% de los pacientes con VIH, denuncian 123 ONG

El calvario para los pacientes con VIH no termina. Este miércoles, 7 de junio, 123 ONG denunciaron que en Venezuela existe una emergencia debido al creciente desabastecimiento de antirretrovirales para tratar a los pacientes con el virus de inmunodeficiencia humana. Las organizaciones también manifestaron su rechazo al Plan Quirúrgico Nacional anunciado por el presidente Nicolás Maduro por considerarlo “discriminatorio”.

“Señalamos que en el país se encuentran registradas un aproximado de 77.000 personas con VIH en el Programa de Suministro de Antirretrovirales del Programa Nacional de Sida del Ministerio del Poder Popular para la Salud. La escasez actual afecta a 80% de las personas que dependen de dichos antirretrovirales para vivir y los deben recibir, sin costo alguno, tal y como lo establece la legislación venezolana”, indica el comunicado.

Los medicamentos para niños y adultos con VIH escasean por igual. Algunos de ellos son:  Zidovudina y Kaletra, Ritonavir, Complera, Reyataz, Raltegravir, Kaletra y Viraday. Las ONG denunciaron que tampoco se consiguen los tratamientos para combatir las infecciones oportunistas —como toxoplasmosis, tuberculosis, hepatitis, citomegalovirus, herpes y sarcoma de Kaposi— ni los reactivos necesarios para detectar ni controlar la infección.

Las organizaciones calificaron de “discriminatorio” el Plan Quirúrgico Nacional y advirtieron que su aplicación “diluye el derecho a la vida y la salud de los venezolanos” y “pretende condicionar su disfrute a la preexistencia de la identificación ideológica-política con el Gobierno”. También compararon la iniciativa gubernamental con otros “mecanismos discriminatorios”, como el carnet de la patria o los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap).

En el comunicado se destacan las crecientes cifras de personas que han contraído el virus. De acuerdo con lo señalado en el documento, se estima que que al menos 300 mil personas pueden haber contraído el virus de inmunodeficiencia humana y que 2.300 son menores de 12 años de edad. También indica que anualmente se registran al menos 11 mil nuevas infecciones y que no menos de 2.500 personas mueren cada año por complicaciones asociadas al sida.

“Las fuentes oficiales no publican esta información así como otros datos sustantivos para la vida de miles de venezolanos, afectando su derecho a la salud y a estar informados”, advirtieron.

El texto finaliza con un llamado a abrir un canal humanitario que permita la entrada de medicinas al país y el “cese inmediato” de “mecanismos discriminatorios que condicionan el acceso universal a la salud de los venezolanos”.

“Exigimos del ciudadano Defensor del Pueblo, Tarek William Saab, la activación inmediata a nivel nacional de la institución que dirige, para promover, vigilar y denunciar que el acceso a la salud no sea condicionado a militancia política alguna o a la inscripción en mecanismos secundarios de identificación que contribuyen con la discriminación de las personas que necesitan atención”, sentencia el documento.

El comunicado fue suscrito por 123 ONG, de las cuales 18 son organizaciones internacionales preocupadas por la situación actual de los pacientes con VIH. Entre los firmantes figuran las organizaciones defensoras de la salud y de los DDHH Acción Solidaria, Cecodap, Prepara Familia, Stop VIH y Aids Venezuela.