Con tobos, mangueras y sin bomberos, vecinos de Miravila controlaron incendio - Efecto Cocuyo

Con tobos, mangueras y sin bomberos, vecinos de Miravila controlaron incendio

7:50 pm. Un grito de alarma alertó a los vecinos. “Se está quemando el área de la piscina, necesitamos ayuda. Bajen con tobos”, resonaba por los pasillos. En efecto, un enorme incendio consumía las áreas verdes de la residencia Vistas de Miravila, en Parque Caiza, municipio Sucre. Los bomberos nunca llegaron a atender el incendio este 6 de abril.

Ronsangel Sotillo escuchó el grito de auxilio. Corrió a buscar su tobo y bajó. Se encontró con alrededor de 20 vecinos arrodillados a orillas de la piscina del edificio, en la ardua tarea de coger agua para apagar las llamas, que no cedían con facilidad.

“Cuando bajé el incendio ya era importante. Mientras sacábamos agua de la piscina se unieron más vecinos. Un grupo estaba luchando para bajar la manguera del sistema de incendio y conectarlo”, relató Sotillo.

Los pequeños tobos parecían insuficientes ante tan incontenibles brasas. Pero los residentes seguían en combate. Entre la oscuridad, los gritos y la lluvia de cenizas rojas que flotaban en el ambiente, los vecinos no daban tregua; temían que las llamas llegaran hasta la bombona de gas al edificio, que se encontraba a metros.

“Se conectaron las mangueras de regar los jardines y se continuó con los tobitos. Y el fuego se fue controlando”, expresó Sotillo.

Los vecinos corrían de lado a lado entre la penumbra y el desespero. Unos intentaban conectar la manguera antiincendios, otros luchaban por apaciguar las llamas y otros movían los vehículos del estacionamiento: estaba en riesgo que el incendio avanzara hasta el parque de carros.

“Las llamas alcanzaron una gran altura y por un momento pensamos que podía llegar al estacionamiento. Fue allí cuando comenzamos a sacar los carros de estacionamiento”, indicó.

Fueron más de dos horas de combate contra el incendio. Pasadas las 10 de la noche los vecinos lograron dominar las llamas; pudieron conectar la manguera contra incendios del edificio y conseguir la suficiente presión de agua.

“En ese momento fue que se logró controlar y apagar el incendio en su totalidad”, indicó que residente.

Este domingo, 7 de abril, los habitantes de estas residencias inspeccionaron el área para determinar los daños y aseguraron que no hubo una mayor pérdida.

Sin respuesta

Los llamados de auxilio no fueron respondidos. Los vecinos de la Miravila llamaron insistentemente a los bomberos locales, pero la única excusa al otro lado de la línea telefónica fue que “no habían unidades disponibles ni agua”. Las llamas seguían su curso.

“Durante la corredera, se unieron efectivos a de defensa civil, con ningún tipo de ayuda más que su colaboración e indicaciones. Sin embargo, los bomberos nunca llegaron”, apuntó Sotillo.

Los residentes también intentaron obtener una respuesta favorables por las redes sociales. Videos y fotos de la quema corrieron por internet, pero solo se quedaron ahí. Ninguna autoridad apareció a prestar apoyo. Según indicó un usuario en Twitter, los bomberos llegaron a la Miravila a supervisar después de apagado el incendio.

Además, este mismo sábado se reportaron incendios en sectores del Ávila cercanos a Parque Caiza, en Macarao y también en El Hatillo.

Lea más:

Hasta 100 años tarda en recuperarse ecosistema del Ávila tras un incendio

 

Foto: @alexpvzla

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!