Alianza en Protesta Pacífica busca reivindicar la fuerza de la sociedad civil

Con su bebé en brazos, cruzó la plaza Brión hacia Chacao. A su alrededor, tres niños entre 3 y 7 años de edad, deambulaban viendo las manos de los transeúntes. El quinteto resaltó de la multitud por su andar cabizbajo y por su vestir humilde. Este domingo 4 de febrero se congregaron varios activistas en el lugar para reivindicar el derecho de la sociedad civil de protestar para exigir una mejor calidad de vida.

Justicia, alimentación, salud y seguridad. Estas son las metas de la Alianza en Protesta Pacífica, agrupación que sirvió de paraguas para que distintas asociaciones civiles unieran esfuerzo para sumar voces y reclamar al Estado que cumpla sus responsabilidades constitucionales.

¡Basta ya! Venezuela resiste y exige sus derechos fue la actividad con la que se topó Patricia y sus cuatro niños, dos de ellos propios y dos de una hermana, cuando caminaban como todos los fines de semana para pedir comida a los caraqueños de Chacaíto y Las Mercedes.

Hace dos años fue despedida de su trabajo en una empresa de mantenimiento y desde entonces no tiene empleo fijo. Se dedica a limpiar casas en la semana y los sábadso y domingos viaja desde Cúa a Caracas, donde camina y le extiende la mano en son de ruego al que le pasa por al lado. “Sí hay gente que nos colabora, usualmente con comida“, reconoció la joven de 22 años de edad.

Patricia quizás sea el símbolo de las deficiencias del Estado que las organizaciones de Alianza en Protesta Pacífica intentan combatir, desde la movilización ciudadana.

Es un mensaje de civilidad para defender los valores democráticos. Aquí estamos todas las organizaciones que surgieron en el ciclo de protesta y que intentan llamar a los actores sociales y políticos para sumar voces, talentos y fuerzas creativas y construir un vigoroso movimiento ciudadano que interpele al Estado”, aseveró María Teresa Urreiztieta, representante de la Alianza en Protesta Pacífica.

Explicó que en Venezuela existen 120 organizaciones sumadas a esta iniciativa y que este domingo 4 de febrero participaron en la actividad: Provea, Codevida, Alianza Venezolana por la Salud, Dale Letra, Caracas Mi Convive, Las Piloneras, entre otras.

El acto empezó con el cántico de Las Piloneras, una agrupación de al menos 20 mujeres que funciona desde mayo del año pasado. Usan las canciones de faenas típicas de Venezuela para versionarlas y así innovar en la protesta.

Motivaciones y exigencias

La actividad duró una hora y media en la que los voceros de las distintas organizaciones tuvieron el derecho de palabra para exponer sus motivaciones para participar en la protesta y también para mostrar cuáles eran sus exigencias.

Al finalizar la exposición, todos gritaban estrofas que empezaban con el lema de la acción de calle ¡Basta ya!”.

Estas son algunas de las intervenciones:

-“La dictadura es una fábrica de exclusión y pobreza. Con democracia tenemos posibilidad de construir libertad y justicia para todos. En dictadura en cambio, así sea de izquierda o derecha, estamos condenados a ser habitantes de una lamentable comunidad penitenciaria”, dijo Rafael Uzcátegui, director de Provea.

– “La alimentación es la principal preocupación del venezolano día a día. Todos los recursos que adquirimos se nos vna en conseguir los alimentos. Es lamentable que los gobernantes quieran esconder esta realidad”, manifestó Yasiris Paredes, Alimenta la Solidaridad.

– “Este 4 de febrero no tenemos nada que celebrar porque todavía no tenemos una solución a los problemas del sector salud. Hoy es el Día de la Lucha Contra el Cáncer  y nuestros pacientes no reciben fármacos necesarios para tratar su enfermedad. Nosotros no podemos doblegarnos en esta lucha”, denunció Carlos Prósperi de Alianza Venezolana para la Salud.

– “Las cuentas alimentarias del país no dan. No hay de que nos alcance para poder comer: un día de salario mensual es para comer un día. El hambre en Venezuela es real. Está en nuestras manos revertir esto. El hambre es la forma de maltrato infantil más aberrante que hay. Exigimos al Estado la verdad, que nos diga qué está pasando y que nos devuelva el derecho a comer en libertad”, indicó Susana Raffali de Acción Humanitaria Independiente.

Un 4F civil

El mensaje más que interpelar al Estado es llamar a la sociedad. Hoy es un día civilista, en el que la sociedad civil no conmemora golpes de Estado y no cree en la unión cívico – militar. Creemos que el poder social es importante, articulado con los partidos políticos que entiendan que esta es una hora crucial para Venezuela. Queremos un país civilista, un país democrático y que se restituya el estado de derecho”, exclamó María Teresa Urreiztieta, representante de la Alianza en Protesta Pacífica.

Solo dos políticos se acercaron a la manifestación: Miguel Pizarro, diputado de Primero Justicia, y Nicmer Evans, integrante de la Alianza Ciudadana para la Transformación.

Aunque ambos difieren en ideologías hicieron una reflexión sobre el mismo aspecto: la necesidad de unir esfuerzos para “dejar el odio y el resentimiento” y buscar una reconciliación.

Foto: Twitter @LoreMelendez

Alianza en Protesta Pacífica convoca este 4F a la Plaza Brión de Chacaíto