Oposición acusa al CNE de querer eliminar a los partidos políticos disidentes

Las complejas condiciones que aprobaron las cuatro rectoras del Consejo Nacional Electoral para la renovación de 59 partidos políticos desataron la respuesta condenatoria de dirigentes de oposición.

El dirigente político, Jesús “Chúo” Torrealba, advirtió que “lo que busca el Gobierno es un sistema electoral donde la gente quizá pueda votar, pero no elegir”.

Otros, como el diputado de la Asamblea Nacional, Américo De Grazia, alertaron que el proceso de legalización es una “trampa”.

El exrector del Consejo Nacional Electoral, Vicente Díaz, aseguró que las condiciones de renovación son “imposibles de cumplir” para los partidos políticos. “Estamos ante una operación del CNE y el Gobierno para suspender el voto popular (…) Los pequeños partidos del Polo Patriótico también se verán afectados por el proceso de renovación”.

El coordinador de asuntos electorales de Un Nuevo Tiempo, Vicente Bello, precisó que el tiempo establecido para este proceso pasó de cuatro meses a solo dos días. “Solo podrían postular candidatos (en elecciones gobernadores) en próximas elecciones la MUD y el Psuv”.

Las únicas tarjetas que reunieron el 1% de los votos en las pasadas elecciones parlamentarias fueron la MUD y el Psuv. Otros dos partidos: Gente Emergente y Puente también están habilitados.

El dirigente Juan Carlos Caldera señaló que el CNE tiene 40 mil captahuellas a su disposición, pero solo dispondrá 390 máquinas para la legalización de las organizaciones políticas.

Y el diputado Henry Ramos Allup acusó al Gobierno de pretender ilegalizar también a la MUD a través de la Sala Constitucional.

(Visited 7 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply