Maduro ordena reducir funcionarios en embajada de EEUU e impone visado

María Laura Chang /@MarilaChang

Desde Miraflores y tras culminar la “Marcha Antiimperialista”, el mandatario Nicolás Maduro anunció una serie de medidas contra “la injerencia estadounidense” en los asuntos del país. A Barack Obama, presidente de EEUU, luego de acusarlo de financiar organizaciones políticas que desconocen su gobierno, le pidió rectificar su actitud y a Unasur la instó a estar alerta y proteger el pueblo de Bolívar.

Acogido a la Convención de Viena, Maduro le ordenó a la canciller Delcy Rodríguez “reducir y limitar el número de funcionarios  de la Embajada de Estados Unidos en Venezuela. De acuerdo con el artículo 41, exige a la embajada estadounidense notificar las reuniones que realicen, las cuales requerirán la autorización del Ministerio de Relaciones Exteriores, para así evitar lo que el primer mandatario calificó de “reuniones conspirativas“.

En adelante, se implementará un sistema de  visado para los estadounidenses que deseen ingresar al país, ya que considera que algunos norteamericanos realizan “actividades de espionaje” en Venezuela.

La cuarta medida contra “la injerencia estadounidense” es la prohibición de entrada al país de expresidentes, políticos y funcionarios, entre los que mencionó a: George W. Bush, Goerge Tenet, Dick Cheney, Robert Menendez y Marco Rubio forman parte de “lista antiterrorista”.

Rojos rojitos desde la Brion hasta Miraflores

El himno nacional en la voz del fallecido presidente Hugo Chávez se escuchó en la Plaza Brion de Chacaíto a las 10:10 de la mañana y marcó el inicio de la “Marcha por la Patria”, que convocó el presidente Nicolás Maduro para este sábado 28 de febrero en conmemoración al 26 aniversario de El Caracazo.

Sobre la primera tarima, arpa, cuatro y maracas, recibieron a los asistentes que llegaron en grupos bien identificados. Personas con franelas de la Misión Ribas se agolparon tras representantes del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) de Chacao y a su lado la Milicia Bolivariana de Mariches.

IMG_20150228_113602Más atrás se encontraban los estudiantes de la Universidad Nacional Experimental de la Seguridad, quienes se repartían ordenadamente los sándwiches que les entregaba su superior en una bolsa negra. El Sol no desmayaba, y trabajadores del semanario Cuatro F se cubrían tras una gran pantalla diagonal a la tarima. Se sentaron en la acera y también repartieron su desayuno en bolsas plásticas.

La cita fue nacional. Vargas, Yaracuy, Bolívar, Delta Amacuro, Anzoátegui, entre otros estados, estaban presentes y en las pancartas se leían mensajes  en apoyo al gobierno y en repudio a la injerencia extranjera. Las banderas ondeaban de un lado a otro y el rojo predominaba en la vestimenta de los militantes.

Chacaíto no solía ser territorio de manifestaciones de apoyo al gobierno, hasta la tarde del viernes 27 de febrero, cuando el presidente Maduro anunció que la marcha saldría de la Plaza Brion, donde la oposición tenía previsto una concentración este mismo sábado y que tuvo que  mudar a Chacao.

Los representantes del gobierno empezaron a llegar alrededor de las 11:00 am. El primero en figurar en esa tarima fue el ministro de Educación, Héctor Rodríguez, que con un saludo revolucionario alborotó a más de uno. Víctor Clark, Iris Varela, Nancy Pérez, Alcalá Cordones, Elvis Amoroso, le siguieron.

Algunos de ellos, micrófono en mano, lanzaron contundentes mensajes “antiimperialistas” y de defensa de la Patria. ¡No volverán!,  aseguró la ministra Varela al terminar su intervención y seguir bailando al ritmo de la banda penitenciaria “Son Libre”. Justo antes de arrancar,  dejaron una ofrenda floral y una bandera venezolana a la estatua del prócer cubano José Martí. “¡Qué viva Cuba!”, gritó el presentador y en coro le respondió la multitud “¡Qué viva!”.

asd

El vicepresidente Jorge Arreaza dio, entonces, el pitazo inicial y aseguró que esta movilización reafirma el apoyo total del pueblo venezolano al presidente Nicolás Maduro. A las 12:30 empezaron a marchar. El destino está a 6 kilómetros de distancia, el palacio de Miraflores.

El ambiente era festivo. Los presentes cantaban, bailaban y algunos hasta disfrutaban de cerveza fría. Canciones como “Chávez corazón del pueblo”, “Patria querida”, “Pa lante con Chávez” sonaban en los camiones que dispusieron los organizadores con cornetas estridentes. Los grupos de marchistas se entremezclaban poco. Los de Pdvsa iban por su lado y más allá los del canal de televisión Tves aupados por Winston Vallenilla.

Los camiones iban guiando a la multitud que se escapaba de vista. A la una de la tarde la avenida Solano era un río rojo y en la torre La Previsora los esperaba la segunda tarima con un grupo de tambor del estado Miranda. Cada 500 metros aproximadamente, repartidores de agua mantenían hidratados a quienes se quejan del calor.

IMG_20150228_140040

El alcalde Jorge Rodríguez encabezaba la marcha y a las 2:oo pm ya estaba a la altura de la tercera tarima, la de Los Caobos. Repartió sonrisas, abrazos, fotos con sus seguidores. Un grupo de Rap animaba allí a quienes llevaban aproximadamente cinco horas bajo el sol.

Empleados del Banco Bicentenario, de la Corporación Socialista de Cemento empezaron a acelerar el paso y pronto llegaron a la Avenida Urdaneta. Era la recta final. Debajo de algunos ministerios, funcionarios, apoyados con equipos de sonido, daban ánimo. Mensajes contra los “golpistas” se leían en pancartas grandes.

Alrededor de las tres de la tarde ya había gente en Miraflores y el resto empezaba a llegar. Guardias nacionales registraban a quien buscaba pasar para escuchar al Presidente, que tras palabras de José Vicente Rangel, habló.

IMG_20150228_141237

(Visited 10 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply