Gobernaciones rojas rojitas fueron las grandes derrotadas del #6D - Efecto Cocuyo

Gobernaciones rojas rojitas fueron las grandes derrotadas del #6D

Los pesos pesados de las gobernaciones rojas rojitas fueron los grandes perdedores del pasado 6D. En Distrito Capital los “duros” del chavismo, como “la llave del circuito uno”, Freddy Bernal y Ernesto Villegas, y Jacqueline Faría, quien se postuló por la quinta circunscripción, perdieron en zonas populares como Catia, La Vega y Sucre a pesar de que el alcalde del municipio Libertador, Jorge Rodríguez, fuera jefe de campaña del Comando Bolívar-Chávez.

En Vargas y Táchira, las esposas de los gobernadores también perdieron como nominal y voto lista en dos estados que siempre se habían vestido de rojito y donde el chavismo manda actualmente.

Del área capital la única que se salvó fue Tania Díaz, que sacó 39,79% de los votos frente a Tomás Guanipa, con 57,23%. A Faría, Villegas y Bernal, quienes han desempeñado cargos en el Distrito Capital anteriormente, los castigaron. El chavismo también perdió estrepitosamente en los circuitos 2, 3 y 4 con figuras menos prominentes.

ficha1

En los estados Amazonas, Anzoátegui, Aragua, Barinas, Bolívar, Distrito Capital, Mérida, Nueva Esparta y Vargas todos los votos nominales fueron para los candidatos de la oposición. Ninguna postulación del chavismo figuró en las circunscripciones de estas nueve entidades, a pesar de que en cada una fue seleccionado un diputado rojito por voto lista.

A excepción de Amazonas, todos los demás gobernadores son favorables al Gobierno.

A pesar de la confusión planteada por el partido MIN-Unidad, al postular a otro candidato llamado Ismael García, el representante de la MUD ganó en el circuito uno. Tareck El Aissami perdió todos los circuitos, incluso la cuarta circunscripción, donde Elvis Amoroso era candidato.

Dos casos que llaman especialmente la atención son Vargas y Táchira. Aunque el gobernador del estado costero, José Luis García Carneiro, es uno de los mejores evaluados en su cargo por el sector oficialista, el chavismo mostró muy poco apoyo hacia su gestión el pasado domingo. María Carneiro, esposa del jefe de gobierno varguense, perdió tres puntos por debajo de los candidatos de la MUD, Milagros Eulate y Juan Guaidó.

Otra esposa de la “Revolución” también fue derrotada en los Andes. Karla Jiménez de Vielma, la mujer del gobernador José Gregorio Vielma Mora, fue la única candidata del voto lista que no logró ganar. Con una diferencia de más de 217 mil votos, la MUD se hizo con dos diputados al acumular 65,55% del electorado, mientras que los votos de los partidos de Gobierno sumaron un escaso 29,23% para Jiménez de Vielma.

ficha3

En Táchira, todos los candidatos son azules y ganaron holgadamente: doblaron los votos del chavismo. Todos menos José Sanguino, quien superó a Yosmar González, de la MUD, con 5 puntos de ventaja.

Para el analista político Luis Salamanca, la derrota del 6D fue rotunda para los gobernadores de los estados barridos por la oposición. “En el Táchira hay una especial derrota, porque fue uno de los lugares donde más votos sacó la MUD”, asegura.

En su criterio, el decreto de estado de excepción en la zona fronteriza tuvo un efecto contrario al deseado por el Gobierno. “Los votos opositores fueron respuesta al estado de excepción. Las malas condiciones que ya tenía la gente se agravaron“, dice, porque pese a la medida del presidente Nicolás Maduro para combatir el contrabando y la escasez, los problemas de los tachirenses se mantuvieron.

A la crítica situación para conseguir alimentos y las largas colas, el especialista en materia política señala la actitud amenazadora de parte de las figuras del chavismo para captar votos.

La gobernación del Táchira quedó mal parada, porque aplicó lo que yo llamo un clientelismo autoritorio.  La parte del clientelismo porque estaban diciéndole a la gente que tenían que llevar el 1×10 y buscaban otras formas de captar votos. Eso es una violación a la Constitución y un chantaje. Lo de autoritario porque amenazaban diciendo que si no votaban a favor del oficialismo, despojaban a la gente de sus beneficios”, explica Salamanca.

En Barinas las cosas no le fueron muy bien al chavismo tampoco, a pesar de ser la tierra natal del fallecido presidente. Al gobernador Adam Chávez se le volteó la tortilla: ni en el voto lista el oficialismo sacó mayoría, e incluso Argenis Chávez, hermano de Hugo Chávez, tampoco figuró en las curules correspondientes al voto nominal.

ficha2 (2)

De acuerdo con Salamanca, los tachirenses no fueron los únicos en castigar al chavismo por el decreto de estado de excepción, sino también los indígenas de La Guajira, en el estado Zulia. “Los indígenas de la región occidental votaron por la oposición. A la gente la han puesto hasta a pasar hambre“, dijo el experto.

Cada uno de los resultados, tantos los reflejados a través de los votos de la oposición así como también la abstención y migración de los chavistas hacia otros candidatos, resulta clave en la lectura de la gestión de los gobiernos rojitos.

A pesar de que falte un año para las elecciones de gobernadores que se celebrarán en 2016, el desempeño de los diputados opositores en la Asamblea que se juramentará el próximo 5 de enero será decisivo para los candidatos de la MUD que quieran postularse como jefes de gobiernos estadales, asegura Edgar Gutiérrez, analista político.

“Eso dependerá del clima que haya para el momento, de la situación económica, política y social que se esté viviendo; pero todavía falta mucho como para decir que será de una u otra manera. Hay muchas preguntas y muchas interrogantes que faltan por definir de aquí a las próximas elecciones”, afirma Gutiérrez.

 

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply

¡Suscríbete!