CEV denuncia que ataques contra instituciones religiosas buscan amedrentar a la Iglesia Católica

Las protestas y ataques por parte de grupos oficialistas contra distintas instituciones religiosas en el país tienen un único objetivo: “Amedrentar a la Iglesia Católica“. Así lo expresó el presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), monseñor Diego Padrón, en entrevista con el secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús “Chúo” Torrealba en el programa radial La Fuerza es la Unión.

“Uno va sumando estas acciones y parece haber alguna línea y un elemento que los une. No son acontecimientos aislados, sino que da la impresión, pareciera que se trata de eventos preparados para causar amedrentamiento a la Iglesia Católica, que ha tenido una posición muy clara frente al Gobierno señalando las dificultades y problemas y la crisis que vive el país”, dijo Padrón este lunes, 30 de enero.

En horas de la tarde del 29 de enero, un grupo de oficialistas cercó y tomó la iglesia San Pedro Claver, en Caracas; interrumpió la misa y obligó a los presentes a escuchar un discurso político contra la CEV, según reportó “Chúo” Torrealba por su cuenta en Twitter.

Sin embargo, dicho ataque no es el único ocurrido en las últimas semanas. El pasado 20 de enero, mientras se oficiaba la misa en honor a Nuestra Señora de Altagracia, el Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) se trasladó a las afueras de la iglesia de Altagracia, en el estado Lara, presuntamente en espera de monseñor López Castillo. Días antes, el 17 de enero, seguidores del Gobierno nacional se congregaron frente a la residencia del Arzobispo de Barquisimeto, donde gritaron insultos e improperios contra el prelado en rechazo a la homilía por el día de La Divina Pastora, en la que habló sobre la situación política, social y económica del país.

A esto se suma lo sucedido en la parroquia Claret, de Maracaibo, donde oficiales de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) hicieron acto de presencia e intentaron desalojar a los feligreses cuando el padre Ovidio Duarte hablaba sobre la doctrina social de la Iglesia. Además, en la madrugada del 20 de enero, también se reportó que la Catedral de Caracas fue atacada con piedras por personas aún no identificadas.

“Estos eventos hay que mirarlos con precaución y cuidado porque tengo la impresión de que ya no son hechos aislados, como suele decirse en el argot policial. Es necesario que nuestro pueblo católico, que el pueblo religioso esté atento a esta situación”, concluyó Padrón.

Foto: Diario El Impulso

(Visited 5 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply