10 claves sobre la Declaración de Lima

Los doce países que firmaron la Declaración de Lima se comprometen en el documento a trabajar por el restablecimiento de la democracia en Venezuela. Representantes de Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay y Perú, expresaron sus posturas frente a la situación política venezolana el pasado martes 8 de agosto, para buscar una salida pacífica a la crisis.

Aquí 10 claves para comprender la Declaración de Lima:

  1. Ilegitimidad de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC). Los 12 países decidieron desconocer todas decisiones emanadas de la ANC, al considerarlas ilegiítima.
  2. Apoyo y reconocimiento a la Asamblea Nacional. Los países firmantes solo reconocerán los actos jurídicos conforme a la Constitución, que sean aprobados por la Asamblea Nacional electa en diciembre del 2015.
  3. Apoyo la Fiscal General destituida por la ANC, Luisa Ortega Díaz. En el documento los 12 países exigen la aplicación de las medidas cautelares emitidas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
  4. Rechazo a cualquier acto de violencia. Los países firmantes condenan las violaciones a los derechos humanos, las persecuciones políticas, la existencia de presos políticos y la vulneración de libertades fundamentales en Venezuela.
  5. Condenan al Gobierno de Nicolás Maduro, por no permitir el ingreso de medicinas ni alimentos al país para resolver crisis humanitaria.
  6. Señalaron que apoyan continuación de proceso, para la aplicación de la Carta Democrática Interamericana.
  7. Aprueban decisión del Mercosur sobre la suspensión de Venezuela de esa comunidad.
  8. Llaman a detener la transferencia de armas hacia Venezuela, a la luz de los artículos 6 y 7 del Tratado Internacional sobre el Comercio de Armas.
  9. Harán seguimiento a la situación en Venezuela, hasta que se restablezca la democracia y celebrar una reunión en la próxima sesión de las naciones unidas.
  10. Debido a la situación de Venezuela, solicitarán a la Presidencia Pro Témpore de la CELAC y a la Unión Europea, la postergación de la Cumbre CELAC-UE prevista para octubre de 2017.