Nacer sin identidad - Efecto Cocuyo

Nacer sin identidad

Fernando Pereira | @cecodap | @fernanpereirav

Educador. Fundador de Cecodap.

Valeria nació hace más de un mes y hasta la fecha sus papás no han podido presentarla. En la maternidad no le dieron el certificado de nacimiento, el documento que da constancia de su llegada a este mundo.

La identidad es el derecho de todos los niños y niñas inmediatamente después de su nacimiento, a tener y ser reconocidos social, legal y familiarmente con un nombre, a adquirir una nacionalidad, a tener una familia, a ser criado y cuidado por ella” siguiendo los principios emanados de la Convención Internacional de los Derechos del Niño, Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, Ley Orgánica para la Protección del Niño y del Adolescente (Consejo Nacional de Derechos del Niño, Niña y Adolescente, 2003).

Valeria no tiene identidad; no tiene nombre más allá del ámbito de su familia; no tiene nacionalidad; no tiene garantizada su protección en caso de que ocurra algo y deba ser identificada.

Valeria no es la única. Hay miles de niños y niñas en todo el país que están corriendo con la misma suerte porque según expresó Armando Marín, viceministro de hospitales del Ministerio del Poder Popular para la Salud, no se cuenta con el papel de seguridad con el que se emiten las actas que componen el certificado.

Miles de familias en todo el país que deambulan solicitando sin éxito el documento que les permita formalizar el Registro Civil y obtener la Partida de Nacimiento. Miles de familias que no pueden comprobar formalmente la existencia de un bebé cuando se deben realizar trámites para comprar leche o fórmulas o ponerle las vacunas correspondientes.

Valeria no podrá tramitar su pasaporte y no podrá viajar fuera del país a reunirse con su papá que emprendió viaje hacia Guayaquil para buscar las oportunidades que no tienen en el país. Situación que vulnera un derecho humano fundamental y condena a que niños crezcan separados de sus padres o que se movilicen sin contar con su debida documentación quedando desprotegidos y a merced de redes de tráfico y trata si a sus familiares les ocurre algo.

En septiembre de 1998 entró el Reglamento que regula la Inscripción en el Registro del Estado Civil de Nacimientos (Decreto Nº 2.819) para dar respuesta a los inconvenientes generados por el no registro inmediato de nacimientos. Se establecían las directrices a seguir por establecimientos de salud públicos y privados como primera y fundamental pieza del engranaje.

La identidad como derecho negado

Con la entrada en de la LOPNNA. los órganos del Sistema de Protección, organizaciones de la sociedad civil y organismos internacionales destinaron por años energías y recursos para diseñar, organizar, capacitar y poner en marcha el nuevo sistema de registro civil contemplado en las normativas.

En los últimos años se han venido presentando inconvenientes hasta la paralización ocurrida en los últimos meses que da al traste con las conquistas alcanzadas. Cada día  un nuevo contingente de recién nacidos se une al listado de los pendientes que no han podido ser registrados respetando “el principio de inmediatez, el proceso debe ser rápido y sencillo, sin tramitaciones dilatorias o impeditivas”

La hermana de Valeria va a entrar al primer grado y su mamá tampoco le ha podido sacar su primera cédula de identidad. Funcionarios de identificación le dijeron que el trámite está detenido por falta de material.

Valeria nace en un país donde miles de familias tienen dificultad para asegurarle a sus hijos una alimentación suficiente y balanceada, conseguir medicinas, vacunas, comprarles ropas, uniformes y útiles para poder estudiar, recrearse y ahora también para poderles dar un nombre y una nacionalidad.

***

Las opiniones emitidas en esta sección son de la entera responsabilidad de sus autores. 

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!