2019: reclamo y acción feminista - Efecto Cocuyo

2019: reclamo y acción feminista

Acción feminista
Susana Reina | @feminismoinc

Psicóloga. Magister en Gerencia de Empresas. Coach Ontológico Empresarial. Directora Fundadora de feminismoinc.org Venezolana. Feminista. IG: @feminismoinc

Tenemos el privilegio de estar viviendo una década interesantísima a favor del respeto a los Derechos Humanos fundamentales, pero sobre todo al renacimiento de una cuarta ola del movimiento feminista en todo el mundo. El feminismo es una elección, una construcción consciente, un camino que debemos transitar para tener sociedades mejores.

Ser feministas tiene amplias ventajas para todos y todas, pero la más importante creo yo es la libertad. Decidir quién quieras ser y hacer con tu vida, sin atarte a géneros ni a mandatos patriarcales ya debería ser suficiente razón para empezar un nuevo año diciendo “ya basta, soy feminista”.

Por más impotentes que a veces nos sintamos y por encima de la impresión de que el patriarcado es imposible de erradicar, hay acciones sencillas pero poderosas y al alcance de todos y todas para cambiar de forma de pensar y de relacionarnos entre hombres y mujeres. Y si bien es cierto que los buenos propósitos nos ayudan a ser mejores cada vez más, es la acción feminista concreta la que logra transformar y cambiar de raíz lo que no nos gusta.

Por ello, en este año que recién comienza queremos alentarte a fijar alguna meta lograble que contribuya a construir el feminismo como una opción de vida, y acelerar lo más posible su adopción por parte de muchas y muchos en nuestros espacios de convivencia. Son recomendaciones que están a nuestro alcance, ya que ni somos gobierno, ni estamos en organismos de cooperación internacional, y muchas no tenemos grandes empresas. Por lo tanto, nos toca trabajar en un ámbito menos público de intervención, pero no por ello menos efectivo para conseguir logros y metas que nos fortalezcan como género.

Ideas sencillas de acción feminista

Llevar a otros a hacer consciente cómo operan la misoginia, el sexismo o el machismo, es el primer paso para comenzar a activarse los cambios en la dirección de una sociedad menos discriminatoria, más igualitaria y justa. Aquí algunas ideas para hacerlo posible:

  • Denuncia toda forma de sexismo, exclusión y discriminación por tus redes sociales. Visibiliza el maltrato de género en todas sus formas. Critica las novelas y los contenidos de las canciones o películas que denigran de la condición de ser mujeres.
  • Señala todos los paneles de foros públicos con participación exclusiva de hombres en diversos temas, con la categoría de expertos, que no involucran la voz femenina. Escribirles a los organizadores y emplazarlos a dar explicaciones por redes. Pedir a otros hombres que no participen de esos paneles y proporcionar nombres de expertas dignas de ser incorporadas como panelistas en dichas actividades. Todo espacio humano debe ser copado por hombres y mujeres en igualdad de representación. Ambas visiones se necesitan y complementan.
  • Ayuda a otras mujeres a encontrar su voz. Alentarlas, ofrecerles tips de superación personal, tutorar de alguna de ellas, son acciones que demuestran solidaridad.
  • Negocia con tu pareja o familia la distribución equitativa de la carga de trabajo doméstico y de cuidados. No puede recaer todo exclusivamente en las mujeres de la casa.  Involucra a los hombres de la familia para que sea posible lograr conciliar trabajo en la calle y trabajo en el hogar. Con esto ganamos el tiempo que se requiere para alcanzar posiciones de poder público y trabajar más allá del límite de lo doméstico.

Mejor en compañía

  • Incorpórate a redes de organizaciones y personas que trabajan contra la violencia de género. Todos los 25 de cada mes vístete o usa una prenda naranja para alertar a todos de que este es un problema real y serio y habla con otros para que identifiquen y pongan limite a formas sutiles y abiertas de agresión.
  • Postúlate para ocupar alguna posición donde puedas ejercer poder. Un comité o proyecto de la oficina, una junta directiva, junta del condominio de tu edificio, junta vecinal, consejo comunal, asociación de padres y representantes del colegio de los niños, comité de partido político, dirigir una asociación o voluntariado o proyecto social… cualquier espacio donde puedas demostrar tus competencias como líder. Copar posiciones visibles y alentar a otras mujeres a hacerlo.
  • Busca alianzas con otras mujeres, hombres o movimientos que postulen la idea del feminismo como una creencia de vida. Eso te ayudará a tomar acción. Elige tu bandera: lucha contra la violencia de género, prevención del embarazo adolescente, defensa del aborto legal y seguro, prevención del cáncer de mama y útero, denuncia de prácticas discriminatorias contra las mujeres, legislación a favor de las mujeres como ciudadanas de primer orden, celebrar el Día Internacional de la Mujer, trata y explotación sexual, derecho a la educación de las niñas, inserción de las mujeres en la tecnología, participar de huelgas y marchas, entre otras.

Fuera de molde

  • Sé una atrevida o atrevido que hace con su vida más o menos lo que desea sin pretender cuadrar en el molde de lo “femenino” o “masculino” que el patriarcado diseñó como estándar de vida. Procura ser libre con la ambición de llevar a cabo tus sueños o proyectos, sin culpa y sin miedo. El feminismo es una forma de vivir la vida que comienza por nosotros mismos.

Actuemos y confiemos en que el sistema haga lo suyo. De esto no se hablaba ni hace 100 años atrás, así que esperanza de un cambio real hay y de sobra. Mirada puesta en el largo plazo, acciones ejecutadas en el día a día, desde ya mismo.

¡Que ninguna se quede atrás! Feliz 2019 les deseamos desde FEMINISMOINC.

* * *

Las opiniones expresadas en esta sección son de entera responsabilidad de sus autores

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!