Reducción del cupo viajero confirma "sequía" de divisas y penaliza a la clase media

Ibis León / @ibisL Con la Providencia N° 11, aprobada por decreto presidencial en la Gaceta Oficial N° 40. 636, el Centro Nacional de Comercio Exterior (Cencoex) impone un nuevo régimen  que reduce el cupo viajero de $ 3.000 a $ 2.000 y fraccionan el electrónico a $ 100 cada cuatro meses. En 12 años de control cambiario esta es la novena vez que varían el monto. El artículo 21 establece que las personas que deseen viajar a África, Asia, Europa y Oceanía recibirán como monto máximo $ 2.000, lo que significa una reducción de 34% respecto de los $ 3.000 que se aprobaban con anterioridad. Para Estados Unidos, Costa Rica, Colombia, México, Panamá, Perú, Guyana, Belice, Aruba, Curazao, Surinam y Bonaire el cupo máximo será de $ 700. Para algunos destinos como Estados Unidos, para el que se otorgaban $ 2.500, esto significa una reducción de 72%. Apenas comenzaron a rodar las nuevas disposiciones de la Providencia, por las redes sociales, el dólar negro que se cotizaba en Bs. 251,83, a las 10:44 de la mañana de este 10A, subió a Bs. 256, 76, en horas del mediodía. El economista y profesor de la UCV, Arlán Narváez, interpreta la medida como resultado de la escasez de divisas que se agrava por la devaluación del bolívar. “No hay dólares, es un problema de oferta y demanda y el problema comienza con el bolívar que está aporreado. En enero de 2008 se hizo una reconversión monetaria que consistió en restarle tres ceros a la moneda y mil bolívares pasaron a ser un bolívar. De aquel entonces hasta ahora hemos tenido una inflación de 839,5%, lo que significa que el bien que costaba Bs. 100 a principios de enero de 2008, actualmente cuesta Bs. 839,5”, dijo. La principal afectada por este nuevo sistema de cupos es la clases media que hace uso del dólar viajero, cuya tasa es de Bs. 12 por dólar. El economista Carlos Paiva enfatizó que estas medidas tienen un impacto social y político porque “reducen la capacidad adquisitiva de los venezolanos que veían en el cupo electrónico la posibilidad de comprar bienes escasos”. El experto se mostró pesimista en relación con la solución que podría buscarse a través de la providencia frente a  la reventa de dólares en el mercado negro. “Eso no va a resolver ningún problema económico, eso lo que representa es una penalidad injusta contra la clase media. Los grandes volúmenes no están allí, sino en las empresas de maletín”, declaró. Banca pública En adelante estas gestiones se harán, únicamente, a través de la banca pública (Banco de Venezuela, Banco Bicentenario, Banco Industrial de Venezuela y Banco del Tesoro). Esto significa que los usuarios que no tengan cuenta en entidades bancarias del Estado deberán abrirlas para tramitar la solicitud de las divisas. Para estas personas no aplicarán los seis meses de uso de cuenta crediticia, de acuerdo con la tercera disposición transitoria. Asdrúbal Oliveros, director de Econanalítica, manifestó que este punto es beneficioso para los bancos privados porque gestionar las solicitudes de dólares costaba tiempo, dinero e incluso penalidades de presentarse irregularidades con algún cliente. Sin embargo, explicó que si la banca pública no aumenta su plataforma tecnológica y de servicio se deteriorará el sistema ahora que la demanda aumentará significativamente. Precisó que la providencia confirma que la restricción de divisas es aguda porque el gobierno “enfrenta un déficit de caja  26 mil millones de dólares”. Consideró que la medida que debió tomarse es la de trasladar todo el esquema de solicitud de divisas en los operadores bancarios hacia el Sistema Marginal de Divisas para alimentarlo frente a la demanda de dólares. Entre las disposiciones también se especifica que el monto de dólares para niños, niñas y adolescentes se reduce de $ 500 a $ 300 para los siguientes destinos: Belice, Colombia, Guyana, Perú, Costa Rica, EEUU, México, Surinam, islas del caribe miembros del Alba. No se especifica el monto para otros países. El ministro de Economía y Finanzas, Rodolfo Marco Torres, se manifestó a través de su cuenta de Twitter. Frente a la opinión pública reiteró que “La Providencia indica que se mantendrá el cupo anual en tarjetas de crédito de 3.000 $ y en compras electrónicas de 300 $”. [media-credit id=10 align=”alignnone” width=”586″]Torres2[/media-credit] torres1 El presidente de Cencoex, Rocco Albisinni, también informó sobre las nuevas medidas. [media-credit id=10 align=”alignnone” width=”579″]albisinni[/media-credit] [media-credit id=10 align=”alignnone” width=”587″]albisinni2[/media-credit] Una fuente interna de la Asociación Bancaria de Venezuela aseguró que este lunes, 13 de abril, representantes de la banca privada se reunirán para discutir los efectos de la Providencia N° 11.      ]]>

(Visited 4 times, 1 visits today)

Comentarios

No Comments Yet

Leave a Reply

¡Suscríbete!